VOLVER A CASA

Ha sido un duro camino, pero las cosas vuelven al lugar de donde nunca debieron salir.

El espacio que hace muchas décadas conquistaron los trabajadores con sus luchas y en el que desarrollan sus actividades y crecen esperanzadores proyectos cooperativos y sociales, fue temporalmente arrebatado por la corrupción.                  Pero ha sido recuperado.

En el camino, una vez mas los oscuros intereses que gobiernan Corrientes desde siempre, mostraron con impudicia su verdadera naturaleza.

Primero  ordenaron la destrucción de invaluables obras de arte plasmadas por artistas latinoamericanos que fueron convocados por el muralismo correntino.

Igual que los nazis, mostrando su desprecio por la cultura y su absoluta falta de respeto por el trabajo de los artistas, enviaron una cuadrilla a pintar encima del legado que nos habían ofrecido a todos los correntinos.

Ebrios de lo que ellos pensaban era un poder eterno, acostumbrados a vivir marginados de la ética, con la complicidad de los inescrupulosos de siempre, los políticos reciclados y reciclables que creyeron que era posible apoderarse de los valiosísimos terrenos de Vías Navegables, y que les dieron fondos y escenario para ser integrados al banquete de los saqueadores, pero avanzaron más allá de los límites.

Envalentonados por la impunidad que desde siempre han tenido los ladrones del Estado para robar el patrimonio de nuestra provincia, se creyeron invitados al banquete, aunque en realidad eran solo 4 de copas, manoteando los tesoros públicos con flagrante obscenidad, mientras que sus mandantes, a las sombras, se relamían por lo creían era un nuevo arrebato de bienes públicos consumado.

En el camino, usurpando títulos que no tenían consiguieron que los verdaderos dueños de ese espacio: Los Trabajadores Estatales Correntinos fueran desalojados por la fuerza pública en un insólito procedimiento  que no registra antecedentes por su injusticia y premura.      Y subiendo la grosera apuesta procesaron a nuestros compañeros más representativos por el hecho de usar lo que les pertenece por historia pero también por derecho.

Aberrantes complicidades cruzadas habituales en esta provincia donde las causas por enriquecimiento ilícito, peculado, incumplimiento de los deberes públicos, incluso hasta asesinatos, finalmente “prescriben”, nunca son aclaradas, consagrando la impunidad de las lacras para seguir delinquiendo.

Pero finalmente las cosas vuelven a su lugar, los corruptos nuevamente condenados al ostracismo que siempre, siempre, la providencia reserva para los delincuentes;  y los trabajadores y las organizaciones sociales, a desarrollar su proyectos que nos dicen a todos que en Corrientes hay esperanza, que hay gente honesta trabajando por el futuro, que hay artistas que buscan espacios de libertad para expresarse mas allá de los límites de la censura y la opresión, que la impunidad terminará, que podemos construir un futuro con dignidad, equidad y verdadera justicia.

Que finalmente podemos volver a casa.

Anuncios

One Comment to “VOLVER A CASA”

  1. Si las cosas lenta pero seguras vuelven a su lugar, solo resta que se cumpla lo firmado en los decretos correspondientes y que de una vez por todas vías navegables,se ajuste edilicia y estructuralmente, a la función que le compete: Controlar el dragado y balizamiento que realiza “Jan de Null” en el Río Paraná, reduciendo el espacio físico que actualmente ocupa, donde hay 2 empleados por oficina, con los gastos de aire acondicionado, vegetando y esperando que finalice la jornada laboral. Conviviendo personas que hace años están en condiciones de jubilarse con los ingresados hace unos años, y estos últimos adquiriendo las “mañas” y no la experiencia laboral de los mas antiguos, que lamentablemente no sirven de mucho, ya que el estado no hará mas lo que hizo durante mas de 100 años, cuando Vías Navegables tenia el monopolio del dragado y balizamiento de los ríos del país.
    No puede ser que se pague sueldos, horas extras y comidas a embarcados que figuran “tripulando” embarcaciones que ya no están en condiciones de navegar, completando roles ficticios, y gastando el estado miles de pesos como si la repartición estaría a “full”.
    Los trabajadores no son los culpables de que la empresa Belga tenga embarcaciones, tecnología y personal que realmente permite mantener la vía navegable en condiciones, la opción, es que el personal que no este en condiciones de jubilarse, puedan cubrir vacantes en las embarcaciones del operador privado. Al menos -ganaran su sueldo dignamente- y no por estar “a la orden” sin tener trabajo para hacer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: